lunes, 10 de septiembre de 2012

Magician

Solamente quería encontrarse a sí mismo, poder mirar su reflejo en el agua y sonreír, orgulloso de ser quien era. Se dedicaba a ir de mercado en mercado comprando valor, revendiendo los temores y miedos, regalando pesadillas y acercándose a ojear los sueños para comprarlos por si algún día podía cumplirlos. Acumulaba montañas de ellos: los escribía en papeles y los guardaba en cajas que apilaba por todas partes. Todo ello lo ordenaba meticulosamente y cada vez que lo necesitaba rebuscaba hasta dar con lo necesario. A veces los mezclaba y creaba nuevos sueños, que repartía a quien lo necesitaba, a los que habían perdido cualquier esperanza e ilusión, y llenaba los pueblos de sonrisas. Era un mago de la felicidad, todo el mundo lo conocía, pero nadie le había visto jamás...

2 comentarios: